HomeEsperanzaTVPromesa de SalvacionNuestras CreenciasNuestra VisiónVida Diaria Con JesúsMinisteriosMujeres de EsperanzaLlegar a Nuestra IglesiaRadio Puerta de EsperanzaPredicacionesPara Oración y PeticionesFirma Mi Libro de VisitaContáctenos a

"Dios muestra su amor para con nosotros, en que siendo aun pecadores, Cristo murió por nosotros."

 

 

Querido Amigo para nosotros los pastores Bienvenido y Olga Seguí;

Nos da mucha alegría de que haigas tomado de tu tiempo para visitar la página,

espero que el Señor Jesús haiga hablado a tu corazón,

quisiera que repitiera esta oración; Señor Jesús yo reconozco que soy un pecador y que he pecado

contra ti y contra el Cielo te pido que borres mis rebeliones

y me laves y me limpie de todo mis pecado con tu

preciosa sangre la cual derramaste en la cruz del calvario te pido que escriba mi nombre en el libro de la vida.

Amen  Ahora forma parte de la gran familia de Cristo,  

Esta es una palabra dio a su Hijo? La respuesta se halla en Romanos 5:8:

"Dios muestra su amor para con nosotros, en que siendo aun pecadores,

Cristo murió por nosotros." Cristo pago en la cruz el castigo que merecían sus pecados.

El llevo sobre si todos sus pecados y murió una vez para siempre.

En la cruz, dijo: "Consumado es" [Juan 19:30]. Jesús hizo todo lo necesario para su salvación, y todo lo que usted

debe hacer es reconocer su necesidad de un Salvador y confiar plenamente en El, como lo indica el siguiente punto.

La Biblia dice en el libro de 1 Juan 1:8 al 10  Si decimos que no tenemos pecado, nos engañamos a nosotros mismos,

y la verdad no está en nosotros. Si confesamos nuestros pecados, él es fiel y justo para perdonar nuestros pecados, y limpiarnos de toda maldad.

Si decimos que no hemos pecado, le hacemos a él mentiroso, y su palabra no está en nosotros.

Te quiero dejar otra cita bíblica en 1 Juan 2:1 al 6 Hijitos míos, estas cosas os escribo para que no pequéis;

y si alguno hubiere pecado, abogado tenemos para con el Padre, a Jesucristo el justo.

Y él es la propiciación por nuestros pecados; y no solamente por los nuestros, sino también por los de todo el mundo.

 Y en esto sabemos que nosotros le conocemos, si guardamos sus mandamientos.

El que dice: Yo le conozco, y no guarda sus mandamientos, el tal es mentiroso,

y la verdad no está en él; pero el que guarda su palabra,

en éste verdaderamente el amor de Dios se ha perfeccionado; por esto sabemos que estamos en él.

 El que dice que permanece en él, debe andar como él anduvo.

Enter supporting content here